A fines de los años 90 en la Ciudad de Buenos Aires y siendo un joven estudiante de Sistemas, comencé a trabajar en Magendra, una reconocida editorial del mundo de la música que tenía entre sus publicaciones revistas como la emblemática PELO, Generación X, Metal, Chicas y otras tantas.

Comencé bien de abajo, siendo primero  cadete administrativo, luego pase a ser el encargado del control y circulación de las revistas en todo el país, un trabajo entretenido pero lejos de apasionarme.

Un par de años más tarde y mientras asistía a un curso de fotografía en Foto club Bs. As. me llego un pedido de Ariel, un amigo y compañero de trabajo, quien era jefe de redacción de revista PELO, él no lograba conseguir fotógrafo para cubrir esa misma noche el recital de Alma Fuerte en el estadio Obras, como sabía que yo estudiaba fotografía me pregunto si podía cubrir el recital, sin dudarlo acepte el desafío que cambio mi vida para siempre. No fue solamente fotografiar un recital, ni solucionarle un problema a un amigo, sino que fue descubrir mi pasión por la fotografía, fue encontrar un modo de vida diferente, trabajar de lo que uno realmente ama.

A partir de ese día me convertir en uno de los fotógrafos de Editorial Magendra, cubría recitales y notas de todo tipo, un día me tocaba bandas como Divididos o Los Redondos para revista Pelo, otro día Alejandro Sanz o Ricardo Montaner para revista Chicas. Ahora sí, mi trabajo no solo era entretenido, sino que además era y es mi pasión.

Unos años más tarde y luego de que nuestro país sufriera una gran crisis económica tras salir de la convertibilidad, decidí  volver a Salta, provincia que me vio nacer y donde conocí a mi esposa Marta con quien formamos una familia.

Mi trabajo como fotógrafo tuvo un gran crecimiento ya que me dedico hace más de diez años a fotografiar Bodas, las cuales están llenas de emociones y mucha alegría.  Además debido al gran crecimiento turístico, Salta se convirtió en un destino para eventos corporativos y congresos a los cuales me dedico  también a sus coberturas.

Hoy, ya con 40 años de edad y casi 20 años como fotógrafo, sigo capacitándome en workshop y congresos fotográficos, creciendo a la par de las nuevas tendencias en cuanto a fotografía de bodas en todo el mundo, pudiendo así brindarles un mejor servicio y a la altura de las circunstancias.

Algunos de mis trabajos se encuentran en esta web.

Muchas gracias por su visita!!!

Ova.